Las causas de la emigración cubana ¿cuestión de fe?

En 1995 Carlos Varela lanzó su CD “Como los Peces”, que en el tema que le daba nombre al disco nos contaba como los muchachos hablaban de desilusión y en silencio iban al mar y se largaban… como los peces, mientras en la cara de una madre había una lágrima rodando. Si la canción la hubiera escrito a finales de 2015 en plena crisis migratoria de cubanos la hubiera titulado diferente y contado sobre como los muchachos hablan de desilusión y en silencio iban al aeropuerto y se largaban a Ecuador… como las mulas.

Hace algunos días el trovador Silvio Rodríguez en su blog Segunda Cita se refería a la situación de estos migrantes cubanos destacando como la supuesta buena voluntad que se esconde tras la propuesta del canciller de Costa Rica de crear un corredor humanitario para que estas personas puedan arribar finalmente a los Estados Unidos, se esconde una tamaña hipocresía que no aboga por el mismo trato para otros latinoamericanos que no cuentan con una ley única en el mundo como la es la de Ajuste Cubano y su política de “Pies secos, pies mojados”. Sigue leyendo

Anuncios

Crisis migratoria de cubanos hacia Estados Unidos

Mi amigo Cuquito me tironea las orejas cada vez que conversamos de mis artículos porque no le gusta la forma, el tono o el lugar (para que se acomode a los lineamientos) de lo que escribo. Siempre le respondo que aunque los malos no me quieran por bueno, ni los buenos por malo, yo tan solo quiero lo mejor para mi país y los míos por lo que no puedo quedarme indiferente ante la situación de los cubanos que arriban día tras día a Costa Rica para quedar allí varados.

El pasado sábado 21 de noviembre nuestro amigo Granma informó sobre como los cancilleres de las naciones del Sistema de Integración Centroamericana (SICA) abordaría mañana 24 sobre la compleja situación en la que se encuentran más de dos mil migrantes cubanos varados en Costa Rica. Según el diario cubano un total cercano a los 2 500 estaban alojados en refugios cortesía de la Cruz Roja. La mayoría de ellos han pagado entre 7 000 y 10 000 dólares por la riesgosa travesía que los lleva hasta la frontera entre México y los Estados Unidos sufriendo numerosos riesgos y vejaciones, como pudieron comprobar 54 cubanos, entre ellos algunos niños, que fueron abandonados por sus guías en la selva nicaragüense, hasta que fueron rescatados por el Ejército de ese país. Sigue leyendo